Podemos ha difundido una encuesta entre sus afiliados en la que, entre otras cuestiones, quiere saber si su radicalidad o divisiones internas les están quitando votos.

La iniciativa es del partido en la Comunidad de Madrid, dirigido por Ramón Espinar, y ha sido enviada a sus afiliados con la justificación de “tomar el pulso al curso político actual sin dejar de tener en cuenta el medio plazo”, que son las elecciones municipales, autonómicas y europeas del año que viene.

En la encuesta se pide la valoración sobre, entre otros temas, la moción de censura promovida contra la presidenta de la Comunidad de Madrid, Cristina Cifuentes, el trabajo institucional o la relación con las bases.

En otro apartado, se solicita opinión sobre cuestiones relacionadas con el partido, “algunas de ellas”, señalan, que “han sido comentadas en prensa y en redes sociales durante los últimos meses”. Entre esas cuestiones destacan algunas como: “Podemos se ha convertido en un partido político más”, “Podemos representa el espíritu del 15M”, “Podemos está obligado a entenderse con el PSOE en la Comunidad de Madrid” o “Podemos tendría que negociar más y llegar a más acuerdos con otros partidos”.

“Lo que hace que Podemos pierda votos son las divisiones y peleas internas” es otro de los temas que se pide el grado de acuerdo o desacuerdo del afiliado. A continuación, se pregunta opinión sobre si “Podemos ha radicalizado su discurso y eso le hace perder votos”.

El partido se interesa también por cómo concurrir a las próximas elecciones madrileñas: si en una misma candidatura junto a Izquierda Unida, Equo “y otros actores políticos del cambio” o por separado, además de cuáles deben ser “los temas de trabajo” de Podemos en la región.

Sólo inmigrantes

En este caso, Podemos solo se refiere a la “comunidad migrante”, olvidándose por completo de otros colectivos, como jóvenes, mujeres o personas en situación de vulnerabilidad.

El partido propone así siete propuestas: “Ley de igualdad y su relación con la comunidad migrante”, “el derecho a tener derechos en nuestro país”, “el cierre de los CIES”, “combatir la precariedad entre la comunidad migrante”, “la abolición de la Ley de Extranjería”, “el derecho a voto de las personas migrantes” y la “defensa de la democracia y de la fraternidad entre naciones”.

Las siguientes preguntas van orientadas a conocer el grado de participación en los actos e iniciativas de Podemos, como las primarias -que generan un interés cada vez más reducido- o a sostener económicamente al partido.

Podemos también se interesa por saber en qué fecha se produjo el acercamiento al partido, y las razones: “la crisis”, “que algunas amistades, familiares o gente del entorno ya participaban”, “que Podemos era un partido distinto a los demás”, “que representaba el espíritu del 15M” o incluso “que conocía a Pablo Iglesias y otros dirigentes de las tertulias en televisión”.

Igualmente, se pide el “grado de satisfacción” de pertenecer al partido y se pregunta por el carné ideológico y si, además de con Podemos, simpatiza o lo ha hecho con otras formaciones. En este caso, se pide explícitamente que se informe sobre el partido de que se trata. Más adelante, se solicita que se ubique ideológicamente, en un marco de “extrema izquierda” a “extrema derecha”.

Okdiario España